Look matte.

Hola mi gente!!!

Al estar de vacaciones, cuando nos vamos por ahí, utilizo productos distintos a los de mi día a día, pero sigo con los ojos naturales, ya que considero que los tonos fuertes son sólo para ocasiones especiales o citas importantes… Además, los tonos tierra son con los que más cómoda me siento.

Pocos productos para un efecto buena cara, que tanto me hace falta últimamente.

Como prebase de sombras, el Paint peinture de MAC, en el tono bare canvas, un tono piel que no aporta color, pero crea una película para que duren las sombras.

 

Esta vez, utilicé mi paleta matte eye, de Too Faced, mi primera paleta comprada en Sephora (venía en un kit con más cosillas). Los tonos que he utilizado son los 3 de arriba.

De lápiz de ojos, el color riche Le Kajal que tanto saco en mis looks, al igual que el delineador de Kat Von D y la máscara de pestañas The One de Oriflame, todos ellos básicos para mí.

Como corrector, el pro Longwear de MAC en el tono NW20, aplicado con una miniesponja, y los studio finish de MAC, en el tono NW22, aplicados a toquecitos con la misma borla que traen.

En verano, me gustan los coloretes potentes, así que opté por el orgasm (el más grande) que me encanta para este tiempo. Además, quise probar el iluminador de esta paleta,  que bueno, ni fú ni fá, me gusta más el high beam de Benefit, pero por probar…

Como labial, el dragon girl de NARS (aunque en la foto de arriba no aparece).

El resultado final… algo discreto pero favorecedor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*